Doble techo, esquema, invertir en BolsaEl doble techo es un patrón muy interesante. Sin embargo, uno no puede lanzarse a lo loco a intentar operarlo sin conocerlo medianamente bien. Tiene sus peculiaridades.

De buenas a primeras, uno podría pensar que es lo mismo que el doble suelo, pero al revés. Pero no, nada más lejos de la realidad.

Hoy quiero enseñarte cómo debemos tratar a este animal tan particular y cuál es la diferencia fundamental respecto a un doble suelo.

 

Empecemos por lo básico

El doble techo es un patrón clásico de reversión que anuncia un giro potencial de tendencia alcista a bajista. Esto es curioso, porque el doble techo en sí mismo es un tramo lateral.

Hay quien dice que su fiabilidad es del setenta y pico por ciento, aunque yo prefiero ignorar esos datos puesto que estoy convencido de que dependen del mercado y del momento. Habrá ocasiones en las que funcione muy bien y otras en las que no funcione casi nunca.

Lo importante, como siempre, es saber que nos movemos en el terreno de las probabilidades, por lo que tener el riesgo medido y asumido de antemano es la clave del éxito, tanto si ganamos dinero con una operación concreta en la que interviene un doble techo como si lo perdemos.

En principio, puedes estimar que el precio caerá una distancia equivalente a la altura del canal lateral, lo que no está nada mal:

Doble techo, objetivo beneficios, invertir en Bolsa

Objetivo de beneficios en doble techo

La misión, claro está, consiste en apostar a la baja (abrir cortos) para lucrarnos con el desplome que se avecina. El quid está en que, si nos sale mal la jugada, no nos llevemos un golpe demasiado fuerte y, si acertamos, saber entrar y salir a tiempo.

¿Difícil?

No, si te sabes el truco no es difícil.

 

La pista del volumen

Cualquier entendido en dobles techos te dirá que hay una pista que no puedes dejar escapar: El volumen delata cuando las manos fuertes deciden ir en serio.

Un augurio de que el tramo lateral probablemente se romperá a la baja es que el volumen se dispara en la bajada (en la segunda bajada):

Doble techo, volumen, invertir en Bolsa

 

El auténtico sello de garantía

Para mi, el auténtico sello de garantía (y con sello de garantía no quiero decir que se garantice el éxito, sino que doy por bueno el patrón) es otro:

Para mi, un doble techo es susceptible de una violenta bajada cuando se da bajo resistencia relevante, con divergencia bajista en el oscilador y el segundo máximo supera ligeramente al primero (haciendo saltar los stop loss de todos los incautos que lo ponen pegadísimo, justo por encima del último máximo):

Doble techo, garantia, invertir en Bolsa

De hecho, mi estrategia de corto plazo utiliza mucho este tipo de situaciones para cazar rebotes bajo resistencia.

 

El truco

Para operar bien este patrón hay que tener más sangre fría, más paciencia y más aguante que con el doble suelo. Esa es la diferencia fundamental y en ella reside también el truco:

En un doble techo se entra más tarde que en un doble suelo. Quizás nos lo perdamos por esperar (de hecho, muchas veces nos lo perderemos); pero sólo entraremos en el momento adecuado, sino el mercado puede freírnos a señales falsas, amagando una y otra vez mientras nosotros no paramos de coleccionar pequeñas operaciones perdedoras.

Aquí el plan no es entrar en la ruptura, sino en el pulback al soporte roto. Para entrar bien hay que esperar y, quizás, dejar escapar la oportunidad:

Doble techo, entrada, invertir en Bolsa

¿Y para salir bien?

El objetivo de beneficios es sólo una estimación. Tanto puedes quedarte corto como llegar mucho más lejos.

Mi consejo es que pongas tu objetivo de beneficios ligeramente por encima del próximo soporte, que ya verás como suele coincidir más o menos con la distancia prevista.

Un detalle más, que puede ser importante. Para calcular la distancia, es mejor pensar en porcentajes en lugar de números absolutos.

Por ejemplo, si el doble techo está en 23€, y el mínimo intermedio (punto de soporte) en 17€, no esperes que el precio caiga hasta 11€ (no esperes que caiga otros 6€) sino piensa más bien que se reducirá en la misma proporción, quedando en 12.6€, aproximadamente (17/23 = 12.6/17).

Esto cobra especial importancia para precios bajos (menores de 30€).

Por otra parte, el stop loss sólo tiene sentido en un lugar: por encima del soporte perforado (deja cierto margen, no lo pegues demasiado).

 

Un buen ejemplo… y calentito

¿Quieres ver un doble techo de los gordos?

Aquí tienes uno: Repsol. Esta foto es 100% actual (fecha de publicación del artículo).

Doble techo claramente visible en gráfico semanal e incluso también en mensual. Fíjate primero en el gráfico mensual ¡Menuda resistencia!

 
Doble techo, Repsol, mensual

 

Mira ahora el gráfico semanal:

Doble techo, Repsol, semanal
 
¡Lo tiene todo!

  • Doble techo bajo resistencia relevante (te aseguro que, si se ve perfectamente en el gráfico mensual, es que es muy relevante).
  • Divergencia bajista (nada menos que en MACD semanal).
  • El segundo máximo barre los stop loss de los que se habían puesto cortos en el máximo anterior.
  • El volumen se incrementa en la segunda bajada.

Sé lo que estás pensando: No puede fallar.

puede fallar. No tengas la menor duda.

No importa cuán perfecto sea un patrón, siempre existe la posibilidad (no despreciable) de que no salga según lo previsto.

Ahora es cuando te pido que demuestres tu apoyo ¿Te ha servido este artículo? ¡Dímelo en los comentarios! ¿Te ha parecido interesante? Compártelo en Twitter, en Facebook y pincha en todos los botoncitos bajo estas líneas. Si tienes cualquier duda, estás tardando en preguntarla.

¡Te espero!

 

Esta web utiliza cookies. Si sigues navegando se sobrentiende que lo aceptas.

ACEPTAR
Aviso de cookies
¡Deja que te oriente!

¡Deja que te oriente!

Únete a mi programa formativo por email (es gratis) y yo te iré guiando por todo el material

 

¡Estupendo!
Mira tu email para confirmar

Y no te olvides de mirar en el spam (y en "Promociones" si usas Gmail)