En este artículo vamos a ver cómo podemos utilizar el canal envolvente para descartar a toda velocidad valores que aparentemente son interesantes, pero que en realidad no lo son.

Estarás de acuerdo en que una operación es buena, no sólo si da dinero, sino que además lo hace en un tiempo razonable. De poco sirve ganar un 4% en dos semanas cuando hay infinidad de oportunidades que nos brindan ese 4% en un par de días.

Cuando ponemos nuestro dinero en juego estamos corriendo un riesgo. Una forma de controlarlo es minimizando el tiempo de exposición a ese riesgo, por lo que las operaciones rápidas nos favorecen. Además el coste de oportunidad (el coste de tener nuestro dinero enfangado en una operación que no avanza) es menor en una operación que se decide rápidamente, tanto para bien como para mal.

Es por esto que necesitamos filtrar aquellos gráficos que tienen buen aspecto, pero que evolucionan demasiado lentamente.

¿Cómo podemos hacer esto?

Podemos hacerlo pintando un canal envolvente de un tamaño determinado en nuestros gráficos y observando hasta qué punto lo llena el valor que estamos analizando.

Como es más fácil mostrarlo que contarlo, ahí van unos ejemplos:

Imagina que estás rastreando los mercados en busca de buenas oportunidades de compra y topas con dos gráficos de aspecto interesante, por lo que te los apuntas para mirar con calma después. Se trata de WTSLA y DCI.

Estos son sus gráficos (con sus respectivos canales ya ajustados):

WTSLA

DCI

Ambos parecen muy similares, pero uno es mucho más interesante que el otro.

¿Por qué?

Porque WTSL es un valor más ágil que DCI y te va a dar la misma rentabilidad en un tiempo mucho menor.

Este es el gráfico de WTSLA con el canal ajustado a sus velas. (El mismo gráfico de antes)

En este caso, y por mera curiosidad, decir que el canal es de medias exponenciales de 50 periodos con un desplazamiento vertical del 19%.

Si ahora aplicamos este mismo canal a DCI (nuestra otra alternativa), esto es con lo que nos encontramos:

El canal le queda grande, muy grande.

¿Qué significa esto?

Significa que DCI es un valor mucho más lento que WTSLA y, por lo tanto, menos interesante para nosotros.

En el periodo de tiempo mostrado en el gráfico (el mismo intervalo para ambos) WTSLA se ha revalorizado un 58%, mientras que DCI sólo lo ha hecho un 27%, lo que representa menos de la mitad de rendimiento en el mismo tiempo.

Alguno podría pensar que eso es porque WTSLA es un chicharro y DCI un blue chip pero, al menos en este caso en particular, WTSLA mueve el cuádruple de volumen medio que DCI. Más de 1 millón respecto a 260.000. WTSLA es un valor mucho más pesado que DCI, aunque el precio sea menor y, desde luego, ninguno de los dos es un chicharro.

Ahora que has comprendido la utilidad del canal para juzgar la agilidad de un valor, viene el truco para descartar los valores más lentos rápidamente:

Cuando rastrees los mercados en busca de oportunidades, aplica a todos tus gráficos el mismo canal. Observa como algunos valores lo llenan bien y a otros se les queda muy grande. Sabrás que estos últimos, a pesar de tener buen aspecto, quizás sean valores demasiado lentos para ti.

En ProRealTime, hacer esto es inmediato: En un gráfico cualquiera, configura el canal que deseas. Ahora, cada vez que selecciones un nuevo valor, aparecerá su gráfico con este canal aplicado sobre él.

Recorre tu lista de valores destacados e instantáneamente sabrás si cada valor es lo suficientemente ágil para ti o no, decartando los más lentos de tu lista en cuestión de segundos.

Si no entiendes algo, si discrepas, si estás de acuerdo, si tienes una idea, si te enfrentas a un problema ¡añade tu comentario!

Esta web utiliza cookies. Si sigues navegando se sobrentiende que lo aceptas.

ACEPTAR
Aviso de cookies
¡Deja que te oriente!

¡Deja que te oriente!

Únete a mi programa formativo por email (es gratis) y yo te iré guiando por todo el material

 

¡Estupendo!
Mira tu email para confirmar

Y no te olvides de mirar en el spam (y en "Promociones" si usas Gmail)